Para las mujeres Indígenas, el aprendizaje virtual requiere un triple esfuerzo

January 13, 2021

In English

Por Teresita Orozco (CS STAFF)
 

El COVID-19 afectó de gran manera el buen desarrollo del año 2020,  obligó a los sistemas educativos de todos los niveles a cambiar y adaptarse a los modelos online. Del mismo modo, las reuniones presenciales, las capacitaciones, las presentaciones públicas y los eventos han tenido que reinventarse, a la forma virtual.  Debido a la nueva normalidad de distanciamiento social en Cultural Survival, todos nuestros programas se vieron afectados de alguna manera, incluyendo las visitas regulares a las comunidades, las que debimos poner en pausa al igual que nuestras capacitaciones en periodismo radial para mujeres Indígenas.
 

Desde 2016, Cultural Survival ha organizado talleres de capacitación para mujeres Indígenas en Centroamérica (Guatemala, Honduras, Nicaragua, El Salvador, Costa Rica, Panamá) y México. Hemos brindado formación en producción de radio, periodismo y desarrollo de habilidades de liderazgo a más de 186 mujeres Indígenas en los últimos cinco años. A pesar de la pandemia, el año 2020 no impidió que siguiéramos formando y apoyando el deseo de las mujeres de seguir aprendiendo y poniendo en práctica efectivas habilidades de comunicación, periodismo y radio en temas que les afectan e interesan. Nos ajustamos a una plataforma en línea para poder seguir satisfaciendo las necesidades de nuestros socios en el terreno.


“Por una vida visible en un mundo limitado"
 

En este proceso de desarrollo de habilidades en el campo de la comunicación controlada por comunidades Indígenas, la capacitación "Por una vida visible en un mundo limitado", de Cultural Survival es un proceso integral con  perspectiva de equidad de género orientada a mujeres comunicadoras Indígenas de Centroamérica y México. En nuestros talleres, las mujeres tienen el espacio de reflexionar sobre sus vidas y  contribuciones en sus comunidades y culturas, y sobre todo, el significativo valor de sus voces; utilizando las herramientas que tienen a mano, como es la radio comunitaria.
 

En Cultural Survival creemos firmemente que no podemos fortalecer las capacidades de las mujeres Indígenas sin antes fortalecer su conocimiento de sus derechos, como lo es: el derecho a la libertad de expresión, el derecho a la educación, el derecho a hablar en su idioma, entre otros. Esta convicción sobre sus derechos les da poder, y con ello pueden lograr todo lo que se propongan. Nuestro objetivo es contribuir a fortalecer el liderazgo de los comunicadores Indígenas, y sus roles en las radios Comunitarias, y asegurarnos de que estén bien establecidas. Ellas a su vez serán compañeras y maestras de otras mujeres Indígenas que las ven como modelos a seguir.
 

Los espacios presenciales han propiciado que las mujeres no sólo intercambien experiencias, sino que las alienten en sus roles como lideresas en el campo de la comunicación comunitaria Indígena. A través de nuestra evaluación de los procesos formativos en el pasado, las participantes ​​han compartido con Cultural Survival que estos espacios les han brindado el tiempo de calidad que necesitaban para ellas mismas, un momento para descansar de sus responsabilidades diarias, trabajar sus miedos, y encontrar el poder en lo que han aprendido.
 

“Nunca había salido de mi país, ni de mi comunidad. Ni siquiera salgo a hacer la compra, ya que mi marido se encarga de eso, él es quien va al pueblo por el mandado. Aunque todo ha sido nuevo y tuve algunos miedos, me siento feliz y creo que ya no tendré tanto miedo de salir, he aprendido muchas cosas que en mis 55 años no imaginaba que podía hacer. La radio y este proceso me están haciendo más fuerte”, expresó María Francisca Pérez del Pedernal, de La Paz, Honduras, al final del Encuentro Centroamericano de Mujeres 2017 en la Ciudad de Guatemala.
 

El COVID-19 nos obligó a reinventar nuestra metodología. Estábamos preparados para llevar a cabo nuestras reuniones en persona en Guatemala y México en la primavera y el verano de 2020, pero tuvimos que reinventarnos como resultado de la pandemia. Tuvimos 40 comunicadoras Indígenas entre los 14 y 55 años inscritas para participar en las capacitaciones de este año. Cuando comenzó todo el caos en marzo de 2020, nuestro gerente de capacitación estaba en Honduras desarrollando una de las reuniones en persona. El brote de coronavirus nos obligó a cancelar futuros eventos y empezar a buscar la forma adecuada de transferir estos aprendizajes de forma virtual sin perder la esencia del proceso ”, dice Mark Camp, subdirector ejecutivo de Cultural Survival, quien también señala que esta tarea no ha sido fácil, ya que las mujeres han tenido que afrontar muchos obstáculos.
 

Las mujeres Indígenas han tenido que superar muchas barreras para haber construido la fuerza y el coraje para obtener y completar estas capacitaciones. Algunas barreras y desafíos han incluido: el acceso a Internet sigue siendo un privilegio, los impactos del machismo en la realización de los derechos de las mujeres Indígenas, las responsabilidades de la maternidad y la desigualdad en la participación de las mujeres en la creación y distribución de medios.


1. Acceder a Internet es un privilegio
 

Subir a la cima de una montaña, maniobrar con su dispositivo móvil en busca de una señal de internet, y en ocasiones tener que pararse sin moverse para no perder la señal es la situación que Erika Oxom, Maya Q'eqchi 'afronta con perseverancia y valentía cada vez que tiene que conectarse a clase los días miércoles, organizadas por Cultural Survival. Oxom es una joven comunicadora comunitaria dedicada y voluntaria en Radio Nimlajacoc, en Nimlajacoc, Cobán, Alta Verapaz, Guatemala.
 

Durante la pandemia de 2020 y ahora de 2021, Cultural Survival capacitó a 29 mujeres de México y Centroamérica. Realizar y facilitar estas sesiones no ha sido fácil, y hemos tenido que adaptarnos a los horarios de las participantes, y entender no sólo su disponibilidad sino también sus ritmos de aprendizaje y crear un espacio abierto que apoye los procesos de crecimiento individuales y colectivos de cada una de las participantes. El equipo de facilitación fue muy paciente al brindar a las mujeres Indígenas la oportunidad de continuar su formación a pesar de la pandemia y frente a las barreras tecnológicas, acceder a equipos y asegurar un acceso estable a internet y electricidad confiable.


clases

Esta experiencia ha sido un desafío, y de las 40 mujeres que se inscribieron, 11 no pudieron completar el aprendizaje en línea debido a las limitaciones mencionadas anteriormente. En respuesta a algunas de las necesidades relacionadas con el acceso a Internet y la falta de equipo, Cultural Survival proporcionó dispositivos celulares y becas para cubrir los costos. A pesar de todos estos obstáculos, consideramos que estas sesiones en línea han sido exitosas.

 

2. Maternidad y machismo

En nuestros grupos de formación, les preguntamos a las mujeres si tenían hijos en el momento de la inscripción. Algunas, preocupadas o temiendo que se les negara la beca, algunas ocultaron esa información hasta que les hicimos saber que queríamos diseñar los cursos en torno a sus experiencias, disponibilidad y necesidades. Durante las clases, mantenerse enfocado ha sido un gran desafío, ya que hubo muchas distracciones incluyendo niños, esposos y padres que exigen su atención y cuidado como únicos proveedores.
 

Una de las participantes comparte: “Me convierto en un pulpo en mi vida cotidiana, sobre todo cuando sé que quiero hacer las cosas rápidamente para tener tiempo de venir a clase. A veces le pido ayuda a mi esposo y me dice que no puede que está ocupado, pero siempre está ocupado cuando se trata de cuidar a los niños o hacer las tareas del hogar, así que tengo que traer a mi bebé a clase. A veces por eso no enciendo el micrófono porque se inquieta pidiendo mi atención y empieza a gritar ”. Para participantes como ella que tienen niños pequeños, realizamos una instrucción personalizada ajustándonos a su horario y necesidades.
 

3. Violencia y desigualdad
 

La violencia y la desigualdad continúan actuando contra las mujeres, especialmente en las comunidades Indígenas, la mayoría de ellas no tiene una computadora para estudiar y mucho menos un teléfono celular. Una de las participantes nos compartió “Negocio favores domésticos con mi hermano para que me preste su teléfono celular para poder estudiar”. Esta es solo una de las muchas historias que son compartidas con nuestro equipo facilitador. Muchas mujeres Indígenas llegan a estos espacios en línea con el corazón herido creyendo que no merecen estar allí. Muchos empezaron desanimados y creyeron que su única función en su estación de radio local es meramente ornamental, una hermosa voz para atraer al público con buena música y alegres saludos. A medida que se desarrolla el proceso de aprendizaje, las participantes se dieron cuenta de que el mundo de la radio es más que eso. Es una fuente de creatividad, es un lugar para compartir su lucha por sus derechos y los triunfos de sus Pueblos. Se dan cuenta de que son ejemplos para otras mujeres Indígenas, y que sus voces son las voces de las y los sin voz.


El progreso hacia una verdadera igualdad de género y la implementación de los derechos de las mujeres sin restricciones sólo será posible si se asegura la visibilidad y participación efectiva de las mujeres Indígenas en la comunicación. En Survival Cultural, estamos orgullosos de haber realizado las capacitaciones para mujeres en 2020, y seguiremos haciéndolo en 2021, al tiempo que nos adaptamos a las realidades locales de lo que presenta una pandemia global (y sus consecuencias).

foto

 

Country