PROTEGIENDO LA BIODIVERSIDAD EN EL MUNDO: Tui Shortland

"Crecí bajo mi montaña ancestral materna, Tararua, pasando la mayor parte de mi niñez explorando nuestros ríos, playas y bosques", nos cuenta Tui Shortland (Ngāti Hine, Ngāti Raukawa ki te tonga), oriunda de Aotearoa (Nueva Zelanda). "Me llamaron Tui porque cuando nací, el Tui, un pájaro que planta pequeñas semillas en el bosque, se estaba extinguiendo. Esto, creo que no solo fue un indicador cultural de mi entorno, sino que también me puso en el camino de proteger y promover la vida en armonía con la Madre Tierra”.

Shortland reconoce que el cambio climático es el mayor problema que enfrentan las comunidades Indígenas hoy en día. Ella explica: “No son solamente los impactos del cambio climático que ya sufren muchas personas, como la subida del nivel del mar, sino también las violaciones por parte de la industria de combustibles fósiles en los territorios y los medios de vida que dan sustento a los Pueblos Indígenas. Una gran parte de mi trabajo se centra en aumentar la visibilidad de los asuntos de las comunidades Indígenas marginadas, en promover los derechos Indígenas, el conocimiento tradicional y promover las innovaciones y prácticas como soluciones para la gestión del cambio climático”.

Shortland ha trabajado con autoridades Indígenas, líderes comunitarios y fideicomisos de tierras Indígenas en temas de gestión ambiental. Ella colabora con el desarrollo de eco-negocios y ha estado involucrada de forma directa con las Naciones Unidas en lo que respecta a la diversidad biológica Indígena, sirviendo como representante regional del Pacífico. Ella trabaja actualmente con el Foro Indígena Internacional sobre Biodiversidad, un colectivo de representantes de gobiernos Indígenas, ONGs Indígenas, académicos y activistas Indígenas que se organizan en torno al Convenio sobre la Diversidad Biológica. También participa en reuniones internacionales clave sobre medio ambiente para ayudar a coordinar estrategias para resolver problemas que afectan a los Pueblos Indígenas. De la participación en estas reuniones y con estrategias marcadas, da asesoramiento a los gobiernos e intenta influir en los gobiernos para que se reconozcan y respeten los derechos Indígenas.

"Mis mayores, que han sido mis mentores, me enseñaron la humildad, el pensamiento estratégico, el activismo y la capacidad de recuperación, y constantemente me inspiro en mis camaradas Indígenas del movimiento", dice Shortland y agrega: "Recientemente regresé a casa del COP23, donde trabajé con el Foro Internacional de Pueblos Indígenas sobre el Cambio Climático en la Plataforma de Comunidades Locales y Pueblos Indígenas. Pudimos lograr que la COP adoptara una decisión planteada por nuestra Plataforma, que incluyera nuestros principios de participación plena, igual y efectiva de los Pueblos Indígenas, así como el Consentimiento Previo, Libre e Informado y el financiamiento y la selección de puestos a través de nuestros propios procesos Indígenas. Nuestro próximo trabajo comenzará de inmediato".

Como directora del Centro de Conocimientos Locales e Indígenas del Pacífico Te Kopu, Shortland se enfoca en el conocimiento tradicional y uso de la biodiversidad del entorno, indicadores de salud cultural, Rongoā (medicina tradicional maorí) y valores culturales maoríes sobre el medio ambiente y el conocimiento ecológico tradicional. Algunos de los puntos más destacados de su carrera profesional incluyen convertir una unidad de gestión de recursos iwi en un proyecto autosuficiente; trabajar con el pueblo Karen de Tailandia para desarrollar un marco de monitoreo y mapear sus territorios en base a su medicina tradicional y prácticas de caza. De manera más reciente, ha desarrollado un proceso exitoso para ayudar a científicos y Pueblos Indígenas a trabajar juntos en beneficio de los recursos biológicos.

Shortland es directora general de Servicios Awatea, un colectivo de gestores ambientales Indígenas, que trabajan en las comunidades Indígenas, organizaciones de Pueblos Indígenas, organizaciones no gubernamentales y gobiernos locales y centrales en diversas partes del mundo. Es especialista en el saber tradicional de la biodiversidad de los bosques y las vías navegables. Shortland describe su trabajo como "el establecimiento de colectivos comunitarios interesados en la gestión de cuencas, políticas ambientales y el establecimiento de indicadores de conocimiento tradicional para los programas de monitoreo". Como parte de este esfuerzo, se ha creado una base de datos de sitios sagrado para la tribu, junto con los protocolos comunitarios bioculturales que establecen un marco para la co-autoría con investigadores que vienen a estudiar el territorio de su tribu.

También trabaja como co-fundadora de Nativo XP, que es una plataforma de turismo Indígena global, que opera en más de 30 países para construir alianzas interculturales y pueda generar oportunidades que puedan aliviar la situación de pobreza a través de empresas Indígenas y el fomento del espíritu empresarial. En su papel más reciente como miembro de la junta de Cultural Survival, Shortland dice que está "dispuesta a apoyar el trabajo de Cultural Survival y prestar sus habilidades y contactos a las aspiraciones de la Junta Directiva".

CSQ Issue: